Un buen retail siempre debe ir más allá de las expectativas del consumidor, brindándoles experiencias únicas que creen lealtad y referencias en un mundo competitivo.

Es por eso que debes conocer los 10 mandamientos que te ayudarán a potenciar tus ventas y te servirán como guía para ejecutar acciones que beneficien a los tres actores: retailer, fabricante y shopper.

  1. No debes pensar que un cliente sólo entró a mirar

    Si percibes que un cliente lleva cierto tiempo mirando un anaquel, sin haber elegido algo aún, no quiere decir que sólo entró a mirar, y si fuera así, es tu labor como personal del retailer motivar la compra de ese cliente y no dar por hecho que sólo entró para pasar el rato y no adquirir algo.

  2. No ignores a ningún cliente

    En lugar de ignorarlo, acércate a él pero sin llegar con las manos vacías. Aquí los promotores pueden hacer la diferencia, ya que son ellos quienes cuentan con el producto y la información para hacer la labor de convencimiento y hacer que ese cliente compre.

  3. Vende de forma innovadora

    La competencia es mucha y las necesidades y gustos del shopper son cada día más específicas, por lo que hacer uso de distintos elementos en punto de venta es de vital importancia para que los clientes se sientan motivados a comprar, incluso más de lo que tienen previsto.

    Colocar material POP, tener promotores capacitados, displays, entre otros elementos harán de tu venta algo innovador y atractivo.

  4. No hagas esperar a un cliente

    Jugar con el tiempo de tus clientes puede poner en riesgo tus ventas, y también tu publicidad de boca en boca. Si los haces esperar, no conseguirás que gasten más, sólo obtendrás su molestia.

    Por eso mismo, te recomendamos optimizar la gestión y control de colas.

    ¿Cómo hacerlo? En McTree contamos con el software y las herramientas ideales para monitorizar y mejorar su gestión con más o menos personal, por ejemplo.

  5. No minimices a tus clientes

    Cada cliente tiene un poder adquisitivo diferente, pero eso no quiere decir que su dinero valga más o menos que el de otro shopper. Todo consumidor es igual de importante, por lo que el trato debe ser igual y con la misma calidad.

  6. Debes saludar a todos los clientes en la entrada

    La tienda física tiene algo que el ecommerce jamás podrá sustituir, al menos en el tiempo cercano. Por lo que es esencial tener a alguien que dé la bienvenida a los potenciales clientes y los dirija a lo que están buscando: “Gracias por venir. ¿En qué puedo ayudarle?”.

  7. La dirección debe involucrarse con cada cliente

    Una forma de incrementar tanto la lealtad como la experiencia del cliente es asegurándote que el manager se involucre con cada cliente. Esto separa tu negocio de la competencia y añade valor.

  8. Debes ofrecer siempre la mejor solución

    Las personas compran cosas para solucionar problemas. Los vendedores deben hacer las preguntas correctas, escuchar al cliente y saber qué tienen en inventario para brindar la mejor solución.

  9. Debes buscar una segunda venta

    Toda compra de un producto crea una oportunidad para otra venta. Espera a que el cliente elija el primer producto, después ofrece otros que pudieran complementarlo. “Tenemos unos guantes que van perfecto con ese abrigo. Déjeme mostrárselos”. Las personas están más abiertas a comprar para justificar la primera adquisición. La saturación de producto no sólo aumenta las ganancias, también la lealtad del cliente.

  10. Debes ayudar al cliente a ampliar su presupuesto

    Nunca le creas a un cliente cuando te dice que no puede pagar algo. Puede y pagará más allá de su presupuesto si lo haces correctamente. Reconoce la idea del presupuesto limitado pero sigue mostrándole tus productos o servicios por un mayor valor.

Estas son algunas de las cuestiones fundamentales.Un último mandamiento, es cuidar a tu público objetivo y a la relación que mantienes con este. Comunícate en sus canales habituales, habla en su mismo idioma y ofrece experiencias a las que no pueda resistirse.